Noticias

Noticias

Noticias de higiene alimentaria, ozono, tratamientos de aguas...


contacta por Whatsapp

Prevención de Trihalometanos con Ozono

Entre las múltiples funciones del agua, muy pocas veces se hace destacar que esta materia privilegiada (que representa casi las dos terceras partes del peso de los seres humanos) es simultáneamente el vehículo de la mayor parte de las demás sustancias, ya que este líquido, aunque mal electrolito, posee la propiedad de disolver e ionizar numerosos compuestos. Esto conlleva que el agua, que en el nacimiento de los ríos es segura (potable), en su transcurso vaya acumulando diversas materias (excrementos, con los microorganismos propios de su naturaleza, restos animales, etc.) que pueden constituir un riesgo si no es tratada antes de su consumo. Por supuesto, la solución a estos problemas pasa por una desinfección eficaz del agua y los conductos de distribución. 

El objetivo de la desinfección es el de inyectar un desinfectante para obtener agua, de forma continua, exenta de bacterias pútridas y gérmenes patógenos, conforme a las normas y a los ensayos oficiales, basados en Escherichiacoli, estreptococos fecales y Clostridium sulfito-reductores. 

El tratamiento más extendido es la cloración, debido a su bajo coste, pero presenta una serie de problemas que, en determinados casos, pueden poner en peligro la salud de los consumidores.

Este es el caso de los trihalometanos(THM), subproductos que se forman en el agua por la combinación de materia orgánica y derivados halogenados, como cloro y flúor.

QUÉ SON LOS TRIHALOMETANOS:

Los trihalometanos (THMs) son compuestos químicos volátiles que se generan durante el proceso de potabilización del agua por la reacción de la materia orgánica, aún no tratada, con el cloro utilizado habitualmente para desinfectar. En esta reacción se reemplazan tres de los cuatro átomos de hidrógeno del metano (CH4) por átomos halógenos.

Muchos trihalometanos son considerados peligrosos para la salud y el medio ambiente e incluso carcinógenos. La normativa de la Comunidad Europea establece que no se deben superar los 100 miligramos de trihalometanos por litro de agua para el consumo.

Una opción que permite continuar trabajando con las plantas actuales es el empleo de filtros de carbón activo, con propiedades fijadoras y capacidad de retener los THM y otras sustancias, eliminándolas del entorno. El producto final cumple con los estándares de calidad y seguridad de forma sencilla.

EL OZONO COMO DESINFECTANTE QUE NO GENERA TRIHALOMETANOS:

Es el caso del ozono, un potente desinfectante utilizado con el fin de destruir la carga bacteriológica del agua mediante la aplicación de procedimientos físico-químicos capaces de generar este gas.

Los métodos de desinfección físico-química presentan las ventajas de ser de fácil mantenimiento, bajo impacto ambiental y eliminar los riesgos inherentes a la manipulación, transporte y almacenaje de productos químicos. 

El ozono además, al ser uno de los más potentes oxidantes conocidos, destruye no sólo los microorganismos presentes en el agua, sino también la película biológica donde estos pueden encontrar protección frente a los desinfectantes químicos.

Además, al sustituir al cloro en la desinfección, se evita la formación de trihalometanos que, como hemos señalado, se produce por la reacción de éste con la materia orgánica del agua.


descargar documento pdf Descargar PDF


© 2017 cosemarozono.es

Todos los derechos reservados.
Avisos legales | Política de privacidad | Política de Cookies.


Entidad adherida a Confianza Online

Información de contacto

Cosemar Ozono, S.L.
Tel. 91 692 00 18
Fax. 91 692 06 64
E-mail: info@cosemarozono.es
Polígono Industrial El Cascajal
C/ Sisones 2 Nave 18

28320 Pinto - Madrid.

.